Limpiar Filtros
Más historias con nuestras enchiladas: Los relatos de nuestros invitados

Más historias con nuestras enchiladas: Los relatos de nuestros invitados

Seguimos recibiendo tus anécdotas con Vips, entra aquí y mándanos tu historia, ¡puede que te lleves un premio!

Fantasías enchiladas de ayer y hoy presenta…
Caminaba por el Yaqui, ya eran las 3pm y yo sin desayunar… Volteo para cruzar la calle y alguien me decía “psss, psss” y volteo y no veo a nadie. De nuevo me hacen psss, psss, psss y volteo nuevamente pero veo hacia arriba y no era nadie, eran mis Enchiladas suizas que desde la fotografía colgada de las ventanas del Vips me decían “ven, veeen, cómenos, estamos deliciosas”. Entré y pedí mis únicas y deliciosas enchiladas con su caldillo verde y su queso gratinado, mmmmmm ¡riquísimas!

Patty Pozos Chávez

Como hechas en casa
Hace ya un año mas o menos, vinieron unos compadres de Sonora a visitarnos, andaban paseando acá en la CDMX y la verdad nos tomaron por sorpresa a mi esposo y a mi. Aparte nos estaban remodelando unas partes de la casa y había un desastre en todos lados, que no sabía ni donde estaban mis trastes de la cocina, Entonces se me ocurrió pedir Enchiladas de Vips, pero para que pensaran que yo cociné, pedí todas iguales... Quedaron encantados con “mis enchiladas”, me pidieron la receta y pues no sabía ni qué decir. Total que tuve que echar a andar mi imaginación e inventar una receta, después de unos días mi comadre me habló para decirme que no le habían quedado igual, que ahora que volvieran a venir (y eso sería más pronto de lo que pensé) las haría conmigo para aprender y pues tuve que confesarle la verdad... Y total que todos nos fuimos a comer las ricas Enchiladas a Vips jajaja...

Martha Laura Hernández Pérez

El que vio la luz
Tendría unos 8 o 9 años y nunca antes había estado en un Vips, todo me parecía increíble, que hubiera manteles con fotos y que yo pudiera iluminar en los dibujos me parecía fantástico, a esa edad yo no comía picante y las únicas Enchiladas que conocía eran las de mole y para mí picaban. Aunque las había probado, recuerdo que mi hermana mayor pidió unas Enchiladas suizas y no me imaginaba como serían hasta que llegaron a la mesa, entonces vi que no eran cafés y no tenían mole, quizá mi cara de extrañeza y el gusto con el que las comía mi hermana la motivaron a preguntarme, “¿Quieres?”. “¿Pican?” Contesté. Ella me dijo que no y ya tenía preparado un bocado en su tenedor con rumbo a mi boca entonces por primera vez las probé y si no sólo no picaban, sino que eran muy ricas.
Desde entonces no las perdono, cada que puedo las pido, ahora con los nuevos sabores ya he probado las Norteñas, las de Pipián y las de Frijoles negros con chicharrón y la verdad sigo queriendo probar nuevos sabores. Vips no me ha decepcionado, siempre se puede confiar.

Miguel Alvarado-Pérez

Vips no hace promociones con páginas de internet de terceros, por lo que no se hace responsable por el contenido promocional de dichas publicaciones.

Ingresa tu email para recuperar tu contraseña


RECUPERAR